Hellow

Search

+Hellow

Hellow
Rumbo al Bud Light Hellow Festival 2017: 10 temas que esperamos escuchar de LCD Soundsystem el 26 de agosto

Music

Rumbo al Bud Light Hellow Festival 2017: 10 temas que esperamos escuchar de LCD Soundsystem el 26 de agosto

Texto por Karlos López — 05.Jul.2017

La reaparición de LCD Soundsystem ha sido complicada: llena de inciertos con falsos regresos, largas disculpas por parte de Murphy, un tema de Navidad y un gran número de situaciones más. Pero a pesar de esto, miles de fans se emocionaron con la noticia del retorno de James y compañía a los escenarios y a los estudios. ¿Por qué? Por el simple hecho de la calidad musical y lo explosivo e hipnótico de sus presentaciones. Pero además LCD merece todo el reconocimiento posible gracias a que antes de que el EDM explotara, era de las únicas bandas (si no es que la única) que lograba colocar un mosh-pit con un tema dance de 10 minutos.

Murphy siempre será el rostro de LCD, pero cuando se reúne con Nancy Whang, Pat Mahoney, Gavin Russom, Tyler Pope y compañía son dinamita pura. Es por eso que ahora todos quieren asistir y ser parte de este reencuentro, ser parte de un grupo que desempolva todos sus recuerdos y está creando otros con temas tan interesantes y que marcaron a una generación así como algunas rarezas, lados B o temas de culto.

Es por esto que previo a su presentación en el Hellow Festival 2017, hicimos una lista con 10 temas que esperamos escuchar durante su show en el Parque Fundidora este próximo 26 de agosto.

 “45:33”

Este tema fue lanzado en el periodo entre LCD Soundsystem y Sound of Silver45:33 ha sido un poco olvidado, incluso catalogado como un experimento de la banda o algo peor, pues también fue pensado como un comercial para Nike, quien encargó a la agrupación crear música “para correr”. Pero la realidad de este tema (y el material) es otra. Se trata de una perfecta línea de evolución entre los dos materiales antes mencionados, algo así como el eslabón perdido de nuestra línea evolutiva, pues muestra la exploración de sonidos que hicieron con su segundo material pero que mantiene algunas de las características que encontramos en Sound of Silver. Por ejemplo, en este material viene incluida una versión instrumental de lo que luego se convertiría en el increíble tema “Somenone Great”. Este tema que si bien es un tanto experimental, es una muestra del fascinante trabajo de LCD Soundsystem.

“Tribulations”

Uno de los temas más pegajosos por parte de LCD Soundsystem, no sólo de este disco sino de toda su discografía, que sigue la misma idea que se ha dicho mil veces: la música puede cambiar y arreglar los problemas. Murphy escribió “Tribulation” como un ejemplo de lo sencillo que es crear una canción pop, lo curioso es que a pesar de la naturaleza básica del tema resultó en algo increíble y sumamente divertido. Con el sintetizador como base, podemos escuchar la historia de una persona que se siente drenada por una relación problemática pero que a pesar de esto no está listo para dejar ir esta misma. Un earworm instantáneo que es imposible sacar de la cabeza y que demuestra la facilidad de la banda para sacar su lado más electrónico y crear una pieza perfecta para las pistas de baile.

“Daft Punk Is Playing at My House”

Si existe un tema que haga que todos sepan que se trata de LCD Soundsystem es este. Incluso quien ha estado en menor contacto con la historia de la banda puede reconocerlo. Este tema se desprende de su primer material discográfico y logró hacer que los críticos voltearan a ver la banda originaria de Nueva York. La idea de esta canción viene de las ganas de Murphy de filmar un concierto de Daft Punk en su casa, pero que terminó siendo una historia hecha canción. Un tema que demuestra el respeto que James tiene por el dúo francés y en cómo ambas agrupaciones tienen un parecido al mezclar rock con música electrónica. Además, es una muestra de la capacidad del frontman para idealizar canciones y visualizarlas en distintas maneras.

“New York I Love You, But You’re Bringing Me Down”

Una de las tantas muestras de la capacidad lírica de James Murphy. Una oda a la ciudad de Nueva York, la cual te recibe con brazos abiertos, pero que en cada oportunidad que puede te tira y puede llegar a destrozar. Una muestra más del amor que un chico de fuera (pues James es originario de Jersey) puede tener por esta ciudad. De hecho no es la única referencia a esta ciudad que encontramos en el catálogo. Es difícil decir qué hace tan especial este himno: la ciudad, la quebradiza voz de James Murphy o las notas del piano que vuelven de este sencillo una increíble balada. Cuando las primeras notas suenan luego de esta pausa que la banda realiza, es como una explosión, ya sea por frustración hacia la ciudad o la belleza de postales como la vista de Manhattan visto desde el punte de Williamsburg por la noche. Pero sin duda, la mejor versión de este tema se la lleva el concierto en el Madison Square Garden, pues fue la señal del fin de una era para la banda y la propia ciudad.

 “I Can Change”

Para la creación del disco From This Is Happening Murphy tuvo un encierro en el estudio, donde creo las letras de las canciones, las cuales resultaron ser sumamente vulnerables, tanto que cuando el cantante se las mostró a Pat Mahoney tuvo que salir del estudio por lo vulnerable que se sentía. Cuando volvió, Mahoney sólo pudo darle un abrazo a James por lo que había escuchado. Mucho se dijo sobre este tema, en especial que fue hecho en una época en la que Murphy y su esposa se habían separado, pero poco después esto fue desmentido. A pesar de esto, “I Can Change” es un tema sumamente personal en donde la voz del originario de Jersey relata letras tan humanas como “I can change if it makes you fall in love”, que si es sumado a lo que suena como una esperanzadora voz sin duda nos deja un tema cargado de emoción. Es quizá una de las piezas más frágiles y en donde más deja al descubierto el frontman, donde le canta a ese amor que se ha ido y espera vuelva. En cuanto al sonido, esta canción es una oda al pop de los 80, lleno de sintetizadores que encajan a la perfección con el relato.

“Dance Yrself Clean”

La música electrónica, en específico el dance, tiene una base muy clara hoy en día (al menos la más comercial). Está constituida alrededor de un drop sumamente fuerte, un punto en donde todo hace colisión y de ahí pasa a otro clímax en donde vuelve loca a la multitud. Dicho esto, podemos señalar que “Dance Yrself Clean”, tema que abre el material This Is Happening, tiene un tanto esta misma idea pero se rehúsa a volverse un cliché. Como en muchas otras de sus canciones, Murphy aparece como el narrador de una situación, una en la que usa como elemento de limpia, de reconexión y de alivio el baile, ¿por qué? Por el simple hecho de que quizá tus amigos son simplemente una mierda y necesitas liberarte de todo eso. El tema, que llega a cerca de los 9 minutos, tiene a los primeros tres como constructor de todo con un simple beat, coros armónicos y partes de sintetizadores. Y conforme crece, cada uno de los sonidos comienzan una ligera subida de velocidad como una montaña rusa antes de llegar a la parte más alta. Pareciera que Murphy busca captar tu atención en los primeros momentos de la pieza, quiere que subas al máximo tus audífonos para poder escuchar mejor su voz, y así, sin darte cuenta, llega todo el estruendo que te hace bajar el volumen en primera reacción pero por lo bien hecha que está la pieza prefieres dejarla así o regresar el volumen al máximo.

“Yeah (Crass Version)”

Una canción que deja en claro lo que muchos sabemos: LCD Soundsystem es una banda de rock para los clubs, y si te quedaba alguna duda, sólo debes escuchar “Yeah”, pero en su versión Crass. A pesar de ser una canción tan importante nos encontramos con una de las letras más monótonas de su carrera, pues repite mucho una sola palabra: “Yeah”. Ahora bien, la lírica sí flaquea un tanto, pero el sonido es una oda completa a la música electrónica. Constantemente cambiando y evolucionando es la base que toma LCD para en nueve minutos hacer este repaso desde la música disco de los 70 hasta los sonidos de computadora de los 2000. Para un tema que sólo repite y repite palabras y frases, “Yeah” dice mucho en los sonidos. Una muestra más de cómo Murphy sabe cómo transformar una idea tan simple en algo que te vuelva un zombie repitiendo esa palabra y bailando sin parar en donde estés.

“Losing My Edge”

El tema de su material homónimo que resume perfectamente lo que estaba por venir por parte de LCD Soundsystem en sus tres siguientes materiales. “Losing My Edge” inicia tan sencillo como con un beat repetitivo y algunos instrumentos más que acompañan la voz hasta que se vuelve un verdadero golpe de sonidos y Murphy termina gritando como en “Dance Yrself Clean”. Este tema es una discusión del frontman consigo mismo sobre volverse inadecuado y la idea de cómo lo que amas se puedes volver lo que eres, así como de la manera en la que proyecta estos temores, siendo en volverse una banda como las que el menciona al final del tema, una banda muy increíble e importante. Ahora este tema visto desde otra perspectiva, desde tiempo después de su lanzamiento pareciera que Murphy cumplió con la línea de Nancy Whang: “You don’t know what you really want”. Pero quizá es sobre eso la vida en una banda, así como Klosterman pregunta en Shut Up And Play The Hits, ¿acaso sabes cómo terminará cuando la creas?

“All My Friends”

La que muchos consideran como la magnus opus de LCD Soundsystem. Este tema es todo lo que podrías pedirle a la banda, una culminación de lo que LCD ha hecho como banda, lo que ha llevado a un siguiente nivel y con lo que se quedarán en la memoria de todos. Todo comienza con el sonido del piano de Nancy Whang. Conforme la canción se desarrolla sigue tomando fuerza hasta que la batería de Pat Mahoney entra de manera perfecta y complicada, vamos, se complementan a la perfección. De ahí damos paso a la voz de Murphy junto a los demás instrumentos que entran y generan lo que sólo LCD sabe: una progresión en la que no cabe ningún otro elemento pero en el que se nota de manera sutil y casi imperceptible, algo que pensamos puede ser sencillo pero no es así.

La agrupación descubre en esta canción que pueden acompañar sonidos fenomenales con letras impactantes, algo que puede generan un cambio de vida o que le abran los ojos a los seguidores. Y así como sabe hacerlo Murphy, la letra se trata de algo gracioso, un tanto insultante a su persona, sumamente personal, fácil de relatar y con lo que te puedes identificar en cualquier momento de la vida. Para Jeremiah se trata sobre salir de gira y querer volver a esos grandes amigos, a esas situaciones que tanto disfruta. Pero todavía puede ser algo más personal e íntimo: añoranza al pasado, temor a la muerte, a dejar todo atrás, a las amistades que ahora sabes importan y no poder regresar a eso que tanto disfrutaste.

Sin duda alguna “All My Friends” podría ser para esta generación, lo que en su momento fue “Under Preasure” o “Heroes”, una canción que te hace sentir vivo y desafiar al mundo. LCD logró con esta canción crear una prueba del poder de la música. Así que no importan las reuniones que haya, o si no disfrutan las próximas canciones que vienen de la banda, ellos ya han creado todo un himno y pueden quedar satisfechos con eso.

“Someone Great”

Lo primero, me gustaría hacer una declaración personal, que no sea interpretada como el medio: “Someone Great” es la pieza perfecta de LCD Soundsystem, esto por situaciones personales que he vivido y que me han hecho encontrar un sentimiento todavía más profundo a la canción, me he sentido identificado con esto, con el dolor, la pérdida y el saber que todo sólo sigue golpeándote y no hay tregua. Pero al final, ¿no es para eso la música? Para encontrar una conexión con esta, para “apropiarnos” y darles nuestro propio sentido, nuestra propia interpretación en un mar de miles de posibilidades y disfrutarla como nadie más.

La letra es una más de estas piezas sumamente emocional y personal de James Murphy. Es cruda, honesta, emocional y poética. Y, especialmente en este caso, sumamente fácil de relacionar con nuestras vivencias. En “Someone Great” James hace un viaje a lo largo de la canción en todo el proceso de dolor, desde el verdadero inicio (cuando recibes la noticia y para la cual nunca se está listo) y hasta el punto en el que sabes que el dolor no parará hasta que tu dejes de existir. Con referencias de situaciones que podrían ser normales, la pieza demuestra que pueden volverse sumamente dolorosas. Y así va pasando hasta que llega ese momento en el que se repite y repite la misma frase, algo que podría parecer una meditación, pero que al tener distintas entonaciones se vuelven todavía más certeras y personales que te ves casi forzado a tomarlas: “And it keeps coming, And it keeps coming, Till the day it stops”.

Ahora, musicalmente, la pieza usa esos sonidos electrónicos que escuchamos en 45:33, los cuales llenan toda la canción hasta que no podemos darnos cuenta de lo que estamos escuchando, no se pueden llegar a distinguir. LCD logra utilizar un género hecho para bailar para darle salida a una pieza melancólica, pero al tener esta esencia, sigues queriendo moverte un poco. Los sonidos se unen tan perfectamente y bello que nos otorgan un sencillo sumamente agradable y que podemos estar escuchando por un largo rato. Cada elemento del tema está hecho para ir subiendo contigo hasta el abrupto final, tal como lo es la noticia de una pérdida: tu corazón acelera, las emociones corren a mil, todo tu cuerpo es tomado por este ritmo/noticia y al final, cuando no queda nada en la canción y en la vida, dejas de escuchar ese dolor.

“Someone Great” es una montaña rusa de emociones hasta llegar a la aceptación de que la depresión continuará hasta que tú ya no lo hagas. Funciona tan bien por el hecho de ser increíblemente personal como lo es el perder a alguien que amas y no sólo en el sentido romántico, por el hecho de que todo sigue golpeándonos por más que no queramos o pensamos que ha terminado y que solamente terminará el día que todo termine, que nuestra vida termine.

Más Hellow

Historias Relacionadas