Hellow

Search

+Hellow

Hellow
Moda y juventud: Komakino

Style

Moda y juventud: Komakino

Texto por HELLOW — 24.Sep.2015

Komakino Primavera-verano 2016, cortesía del diseñador

El mundo de la moda pareciera ser un universo gigante que contrapone los diferentes modos de supervivencia en la sociedad. Nos vestimos a partir del otro y bajo una formación aprendida. Este aprendizaje define cómo debemos portar las prendas y qué significado competen tanto al que las usa como al que las ve en la calle, en una fotografía o en una boutique.

Parte de esta percepción la rescata Komakino, marca londinense, cuyo director Federico Capalbo de origen italiano enfoca su trabajo totalmente a las subculturas y los diferentes movimientos sociales seguidos por los jóvenes. Sus colecciones mantienen una estrecha relación con la juventud y su forma de consumo de ropa. Y aunque Capalbo retoma estos aspectos de vestimenta, también recurre a la música, el cine y referencias visuales de los grupos cuya vestimenta ha sido estereotipada, catalogada.

Komakino Primavera-verano 2016

Egresado del Central Saint Martins, Francisco Capalbo genera, en su línea, la reinvención hacia la uniformidad comúnmente presentada en la industria de la moda. Su objetivo con Komakino es crear una identidad a partir de la ausencia de ésta, apegada a un concepto indie y alternativo. No de gratis el nombre Komakino se ha tomado de la canción de Joy Division y del baile característico japonés. Sus prendas, más que referenciales, retoman aspectos icónicos dignos de destacar para expresarlo en su indumentaria.

Komakino ha experimentado a lo largo de su carrera la evolución de la moda indie. Desde punks hasta góticos y hippies,  las piezas emergen con cortes y siluetas oversized que contienen referencias sutiles pero  a su vez reflejan iniciativa del diseñador. ¿Acaso todos pueden ser parte de una colectividad que garantiza el uso de prendas como medio de indentificación? Ciertamente, a Capalbo no le interesa, más bien, el diseñador londo-italiano busca crear un ensayo sobre cómo quiénes usan la ropa acorde a la identificación.

Komakino Otoño-invierno 2016, cortesía del diseñador

El éxito del normcore, healthygoth, grunge, seapunk, y demás tendencias cuyo origen es una subcultura, recae fielmente en los diseños de Komakino. Su estética simplifica el orden y la alegoría de un mundo totalmente democratizado, donde una prenda no representa la materialidad de una identidad sino una responsiva a esas identidades que han nacido fuera de las pasarelas y su esencia recae en el cuestionamiento social y claro en la rebeldía de la moda.

Komakino Primavera-verano 2016, cortesía del diseñador

La acción de  llevar ropa en el cuerpo reafirma un sentido de pertenencia y por ende de identidad. Si le agregamos textura, color y forma (confección) a esas piezas, resulta que el producto es factor clave para que grupos sociales, en este caso subculturas jóvenes como el cyberpunk, comiencen a construir la relación individuo-indumentaria-individuo. Komakino no intenta uniformar ni tampoco que sólo ciertos círculos de personas adquieran sus prendas, sino todo lo contrario: busca que su consumidor sea alguien que no acepte las reglas y que su capacidad de identidad con la marca vaya más allá del uso colectivo de la prenda.

Más Hellow

Historias Relacionadas